El sudeste de Europa puede tener una mala reputación. Esto es debido a las numerosas guerras yugoslavas y la inestabilidad política de algunos estados. sin embargo, para los mochileros es un terreno emocionante. La infraestructura a menudo no es la mejor, pero la gente es cálida y la naturaleza promete muchas sorpresas agradables.

Esta es la tercera  parte (Parte 1, Parte 2) de tres artículos que tienen la intención de darte un panorama muy digerido pero actualizado de algunas de las cosas a considerar previo y durante tu viaje al viejo continente, lo hemos dividido por tres zonas esperando poderte ofrecer una clara idea que puedas tener siempre a la mano.

1. Infraestructura.

La red de autobús y tren varían mucho de un país a otro. Turquía, Hungría y Croacia tienen un excelente sistema de autobuses, pero los precios en Croacia pueden variar mucho entre las compañías. También en Bulgaria, Grecia y Montenegro existe un servicio de autobús muy bueno.

Albania, tiene un transporte de autobús bien desarrollado, especialmente en las regiones costeras, pero es extremadamente barato. En Serbia, especialmente las rutas principales están cubiertas, aunque se puede tener algunos inconvenientes en lugares alejados. Macedonia, posee un tráfico de autobuses aceptable.

En Bosnia y Herzegovina, solo se puede esperar un servicio de autobús regular los días de semana, mientras que en Rumania hay un caos absoluto con respecto a los autobuses. Aquí es aconsejable cambiar a taxis o un coche de alquiler. Las conexiones del tren suelen ser mucho más lentas y no siempre son tan cómodas.


2. Alojamiento en el Sudeste de Europa.

Casi en todas partes te puedes conseguir habitaciones privadas. Por lo general, son mucho más baratas que los hoteles y al mismo tiempo ofrecen una pequeña visión de la vida cotidiana en estos países. Los albergues solo están disponibles en las ciudades más grandes, los hoteles son mucho más caros.

En Croacia, debes tener cuidado de solo alquilar “habitaciones legales” (reconocibles por el signo azul de Sobe o Apartmani). En Serbia, debes registrarte con la policía dentro de las 24 horas posteriores a la llegada. Incluso si esto no se maneja estrictamente, se puede imponer una penalización a la salida, a menos que se pueda proporcionar el documento de registro.



Booking.com


3. Precio y moneda.

El nivel de precios es generalmente mucho más bajo que en el resto de Europa. La lista de precios asequibles a súper baratos está dada por la siguiente linea: Grecia, Croacia, Hungría, Serbia, Bosnia y Herzegovina, Bulgaria, Montenegro, Turquía, Rumania, Macedonia, Albania.

Se puede pagar con Euros en Grecia y Montenegro, aunque Montenegro todavía no pertenece a la UE. Los otros países tienen cada uno su propia moneda, algunos de los cuales no pueden ser devueltos al exterior.


4. Idioma.

En lugares turísticos del Sudeste de Europa siempre encontrarás personas que hablan y entienden algunas palabras de inglés. Particularmente en Hungría, Grecia y Turquía, que han sido durante mucho tiempo destinos de viaje. En Croacia, Serbia y Rumanía pueden entenderte bastante si hablas italiano.





5. Internet.

Sudeste de Europa

Aunque Macedonia se jacta de ser el primer estado de Europa en ofrecer Wi-Fi de cobertura total, no es uno de los más rápidos. En la mayoría de los estados, tienes acceso a Internet en buenos hoteles. En las ciudades más grandes también puedes encontrar puntos de acceso gratuitos.


6. Clima y mejor tiempo de viaje.

En la costa, podrás encontrar condiciones mediterráneas, y en el interior continentales; es decir, veranos calurosos e inviernos fríos.

Entre Mayo a Octubre se pueden considerar como el mejor tiempo de viaje. En Julio y Agosto, que es considerada temporada alta, los precios no solo se disparan, sino que también hace mucho calor. Las excepciones son Macedonia y Albania, donde en Mayo y Octubre la lluvia desplaza los meses recomendados para viajar a Junio y Septiembre; En Montenegro, las precipitaciones aumentan abruptamente en el mes de Septiembre.


7. Peligros.

En algunas zonas de Croacia, Serbia y Bosnia y Herzegovina existe el riesgo de minas terrestres. Las secciones minadas generalmente están marcadas con signos, pero pueden estar muy separadas. En caso de duda, siempre manténgase en el camino.

Si te interesa saber más de que puedes visitar en estos destinos. Te recomendamos poder leer algo de estos destinos:

Leer más